lunes, 16 de agosto de 2010

LA DEMOCRACIA

FORMACIÓN CIUDADANA Y CÍVICA
TEMA: LA DEMOCRACIA

ANTECEDENTES HISTÓRICOS DE LA DEMOCRACIA

Soldados de a pie

Los hoplitas eran soldados de a pie, fuertemente armados y que mantenían una formación cerrada y rigurosa. Cada uno de los combatientes utilizaba casco, escudo redondo, coraza protectora, una espada al cinto y lanza.

Estos guerreros se organizaban en hileras, escudo con escudo y lanza al frente, formando barreras impenetrables aunque vulnerables por los flancos, mismos que estaban a resguardo de la caballería. Los hoplitas surgieron alrededor del año 700 antes de nuestra era, y fueron pieza clave en la hegemonía militar de los antiguos griegos en el Mediterráneo oriental. Filósofos de la talla de Sócrates sirvieron en esta formación militar, como lo atestiguan diálogos como El Banquete y la Apología, de Platón, donde se ensalza el valor mostrado por este ciudadano ateniense.

Colonos en tierra extraña

El surgimiento de los hoplitas coincide con las fechas de las primeras colonias griegas. Estos asentamientos, que inicialmente fueron puestos comerciales, necesitaron protección contra los intereses de poderosos Estados de entonces, como los hititas, lidios y persas. Sin embargo, mantener un ejército era un lujo que aquellas incipientes ciudades-Estado no podían sostener a lo largo del tiempo.

Sin embargo, no debemos confundir el concepto actual de democracia, con el de la antigüedad, pues, por ejemplo, en aquel entonces no cualquier ser humano podía considerarse ciudadano y las mujeres no tenían los mismos derechos que los hombres.

Para sobrevivir en territorio enemigo, los griegos tuvieron que unirse, formar alianzas y reconocer el valor individual de cada uno de los soldados quienes, a final de cuentas, eran ciudadanos que se costeaban sus propios armamentos.

Un nuevo sentido comunitario: la igualdad

Estos puestos de avanzada de la civilización griega fueron colonias constituidas por ciudadanos que, a diferencia de sus ciudades de origen, llegaban en condiciones de igualdad. Todos ellos, al mismo tiempo, eran soldados prestos a defender la propiedad recién adquirida. Todos ellos eran hoplitas. Y es aquí que para administrar sus polis, adoptaron la misma estrategia del campo de batalla: un sentido comunitario donde todos eran iguales. La vida de un hoplita dependía de las acciones de su vecino en el campo de batalla. El orden y la disciplina eran fundamentales. . En este contexto, y en tiempos de paz, ejercieron el diálogo.

Del diálogo surgieron las leyes. A este conjunto de normas tenían que someterse los aristócratas e, incluso, los tiranos. Fue cuestión de tiempo para que estas leyes quedaran inmortalizadas a través de la escritura. “La primera constitución hoplita escrita que conocemos es la de Esparta, que fue iniciada por el gran legislador Licurgo, en el temprano siglo séptimo”.

En tiempos remotos, este diálogo para el gobierno de la polis ocurría en un círculo que los hoplitas formaban: la asamblea de iguales. Cualquiera podía hablar libremente con una sola condición, que lo hiciera desde el centro del mismo. Sí, el ciudadano era el centro de la política. Este es, según los investigadores, el origen del ágora, el punto de partida de la democracia.


“Democracia” es una palabra que escuchamos a diario a través de la televisión, el radio, los discursos políticos… También surge, de cuando en cuando, en las conversaciones de las personas; la leemos en periódicos, carteles, revistas y hasta en tiras cómicas; es muy utilizada pero, ¿qué quiere decir? De acuerdo con su significado original, la democracia se refiere al gobierno del pueblo.

.....La democracia como forma de gobierno es sinónimo de soberanía popular, ¿y eso qué significa? Significa que ningún poder o autoridad puede estar por encima de las decisiones del pueblo. ¿Y quién conforma el pueblo? El pueblo es un conjunto de ciudadanos libres e iguales; ciudadanos que, conscientes de su libertad, tienen la facultad de elegir. En México la ciudadanía está compuesta por millones de personas.





Si todos los ciudadanos gobernaran y se hiciera lo que cada uno considerara adecuado sería un caos; para poder organizar a los países con este régimen de gobierno existen dos principios: el de la mayoría y el de la representación.


Se dice que cada cabeza es un mundo porque las personas tenemos ideas diferentes acerca de la vida en general; es imposible lograr que millones de personas puedan tomar decisiones unánimes;


.....El principio de la mayoría postula que, en ausencia de unanimidad, la decisión de la mayoría es la que debe prevalecer; claro está, siempre respetando los derechos de las minorías.



Bajo este principio el pueblo elige a los representantes —políticos— a través de elecciones libres y periódicas; es decir, de elecciones que se realizan cada determinado tiempo.



.....Es en las votaciones cuando la ciudadanía elige de acuerdo con sus preferencias políticas e ideológicas a quienes, además de buscar una solución adecuada a los problemas, serán los responsables de tomar la mayoría de las decisiones determinantes para el país. Es importante saber que el voto es secreto y personal.

.....Como sabrás, el papel de los ciudadanos es decisivo en la toma de decisiones; la construcción de un gobierno democrático y, por lo tanto, el presente y futuro de los países, depende de la participación responsable e informada del pueblo.

Los griegos

El concepto democracia tiene su origen en el siglo V a. C., y surgió para designar la forma de organización política que adoptaba la polis (ciudad) de Atenas; este régimen fue instaurado después de un largo proceso de reformas y revoluciones.

Fueron los griegos quienes inventaron la palabra “democracia”, que significa el gobierno ( krásis ) de los ciudadanos ( demos ). En ese entonces la asamblea de los ciudadanos o demos excluía a los esclavos, las mujeres y los niños: así la demos era formada por un grupo minoritario y la democracia se realizaba de manera directa.

La democracia griega se ejercía en las ciudades. En la democracia moderna la asamblea de ciudadanos está constituida por toda la población adulta; por hombres y mujeres, ricos y pobres. El gobierno democrático parte de la premisa de que todos los ciudadanos están llamados a intervenir en la dirección del país, y de participar en el destino de la sociedad por el bien común.

¿Dónde surge la relación entre democracia y educación?

Esta relación surge en el pensamiento griego: ahí se encuentran las claves para conocer la interdependencia entre democracia y educación; para los griegos no existía una desvinculación entre la educación y la estructura de su vida espiritual, ya que su idea de educación formaba un aspecto del todo porque la vida misma era una escuela de ciudadanía.

Así, desde los sofistas hasta Sócrates, Platón y Aristóteles, todos coincidieron, desde diferentes perspectivas, en procurar una formación integral del individuo que se ocupara lo mismo de la educación física, las artes, las ciencias y la filosofía.

Los sofistas

Los sofistas se preocuparon por la capacitación práctica de los ciudadanos; eran los educadores de los jóvenes destinados a convertirse en líderes políticos, por lo que su tarea consistía básicamente en preparar a los estudiantes para desempeñarse adecuadamente en la asamblea porque ése era el lugar donde alcanzarían su fin.

Sócrates

Sócrates fomentaba el autoconocimiento y el cultivo de la virtud civil, por eso despreciaba a los sofistas; para él la virtud civil se relacionaba con la verdad y el conocimiento.

El método de Sócrates, la mayéutica, consistía en conversar con los estudiantes y utilizar preguntas precisas y oportunas para propiciar la reflexión en torno a la práctica de la virtud y el ejercicio responsable de la ciudadanía.

Platón

Platón, como discípulo de Sócrates, continuó con su obra; La República , considerada al mismo tiempo un tratado de política y pedagogía; en este texto el autor propone una República diferenciada y ordenada, sustentada en la educación. La educación en La República debe estar en manos del Estado y no tiene carácter universal; sólo se puede otorgar a guerreros y gobernantes.

Por otro lado, existen evidencias: los Diálogos de Platón sugieren la existencia de escuelas públicas en Atenas, que preparaban a los estudiantes para el ejercicio de la ciudadanía.

Aristóteles

Concibió al hombre como un animal político . Su obra La Política , que también ha sido considerada un tratado de pedagogía y política, sostiene que la educación debe tener como fin formar buenos ciudadanos y que debe ser pública y común. De acuerdo con Aristóteles la educación de los individuos debe darse en el siguiente orden: cuerpo, instinto e inteligencia.

De valores
La democracia, además de una forma de gobierno, es una forma de vida que necesita que las personas actuemos de acuerdo con ciertos valores; pero, ¿qué son los valores? Son un conjunto de características que nos hacen comportarnos de cierta manera con los demás porque estamos convencidos que así debe ser.

Los valores no surgen de la nada, son resultado de los cambios que sufren las sociedades a través del tiempo. Los valores básicos de la democracia son la libertad, la igualdad y la fraternidad. ¿Por qué? Porque son necesarios para mantener el equilibrio y para propiciar una buena convivencia entre los miembros de una sociedad democrática, los valores tienen que ver con lo que somos y con lo que queremos ser.

La libertad es invaluable

La libertad es el derecho que tenemos los seres humanos de elegir nuestra forma de vida; el derecho de pensar, de expresarnos, de pertenecer a distintos grupos, de tener un credo religioso o no tenerlo; en fin, el derecho de elegir lo que consideramos conveniente. La libertad se limita sólo al afectar la libertad de los demás.

Iguales aunque diferentes

No es lo mismo decir que todos los seres humanos somos iguales a decir que los seres humanos, con nuestras múltiples diferencias, tenemos los mismos derechos; a esto último se refiere la igualdad. Por el pasado y el presente, por la experiencia, por el modo de pensar, de sentir, por nuestros deseos, el lugar en el que vivimos, por la familia que tenemos y por la forma personal de entender la vida, cada ser humano es único e irrepetible. La intención de la igualdad como valor de la democracia es propiciar una convivencia respetuosa de las diferencias entre las personas, que no dé lugar a la exclusión y la discriminación.

¿Sabías que…

La Constitución Política de México establece la igualdad de los mexicanos ante la ley sin importar el lugar donde vivimos, cuáles son nuestras costumbres y preferencias, así como nuestra condición económica, género o edad.

¿Tratarse como hermanos?

La fraternidad como valor para la democracia consiste en lograr que las personas trabajen en conjunto para buscar las soluciones adecuadas a los conflictos que les agobian, para satisfacer sus necesidades colectivas y para llegar a acuerdos a través del diálogo.

La libertad, la igualdad y la fraternidad son valores que se necesitan entre sí para poder ser. Detente un momento y piensa un poquito en tu vida y en la forma en que te relacionas con los demás miembros de tu familia, con tus amigos y con tus compañeros y maestros en la escuela. ¿Crees que en esas relaciones están presentes estos valores? Si no es así, ¿qué se te ocurre que puedes hacer para integrarlos?

La democracia es un concepto. Algo tan traído y llevado que ha llegado a confundirse mucho de su significado. Llega a tanto el absurdo, que se le usa hasta como justificación para hacer o no las cosas. Con ella se califica: ¡Es democrático!, y por tanto automáticamente válido. O por el contrario: ¡Es antidemocrático! y, en consecuencia, sin valor o con un Unos tipos listos los griegos

Parece de moda el tema, pero la democracia no es tan joven. Fueron los antiguos griegos quienes inventaron el concepto y comenzaron a emplearlo para delinear su forma de gobierno.

.....Si descomponemos la palabra y tomamos sus raíces, veremos que se trata de lo siguiente: Demos = Pueblo y Kratein = Gobernar

.....Si hacemos la mezcla, tenemos que se trata de gobernar por medio del pueblo; o bien, un gobierno ejercido por el pueblo.

.....Suena conocido, pero ahí no termina todo. La democracia —o más bien, la búsqueda de ella— ha tenido un largo camino, así como encontrar las soluciones cuando todo se va haciendo más complejo.

.....Seguramente hubo grupos primitivos que, de una u otra forma, ejercieron algo parecido a la democracia. Sí, por ejemplo cuando todos opinaban lo que debía hacerse en bien de todos. Esencialmente lo que hacían era ponerse de acuerdo. Claro que tampoco era la constante. Otros pueblos podían tener formas más autoritarias de funcionar. Por ejemplo, cuando la opinión del más fuerte o de la persona más experimentada forzaba a los demás a dar por buenas sus decisiones.

.....Ah, pero los griegos sí tenían como un ideal el que todos los ciudadanos pudieran participar en la deliberación y en la definición de las acciones.

Griegos democráticos o antidemocráticos

.....Parecerá broma de mal gusto: a pesar de que griegos y romanos tenían el ideal de la democracia, a la vez eran bastante antidemocráticos.

.....Para ellos era muy importante la opinión y el voto de todos los ciudadanos. Se reunían y en conjunto discutían, exponían argumentos, daban discursos y luego, cuando era necesario llegar a acuerdos, todos votaban.. Eran tan pequeños los pueblos que todos tenían oportunidad de participar directamente. No es como ahora que un solo país, un estado o un municipio, tiene tantos habitantes que sería complicadísima la intervención de cada persona y más todavía, llegar a acuerdos......Suena muy bien esa perspectiva de los griegos; tanto, que fueron modelo para las democracias modernas. ¿Entonces por qué podían haber sido antidemocráticos? Bueno, pues a causa de que no a todas las personas se les concedían derechos políticos. Eran muchos los que en condición de esclavos, simplemente debían acatar lo que otros decidían. Lo mismo ocurría con las mujeres.

.....

Qué significado tiene hoy la democracia?

En esencia debiera ser igual o bastante parecido al ideal griego. Un gobierno ejercido por la totalidad de los ciudadanos. Sin embargo, en la actualidad el mundo y sus habitantes constituyen algo tan complejo y grande, que sería imposible pensar que todos ejercieran directamente su derecho a decidir.

.....¿Cuánto tiempo necesitaríamos para ponernos de acuerdo? ¿En qué sitio se organizarían las reuniones? ¿Quién trabajaría entonces? ¿Dónde podríamos vivir, si tuviéramos que estar todos cercanos para participar en la toma de acuerdos?

.....Imposible. Por eso las naciones han buscado formas distintas de ejercer la democracia y en algo coinciden casi todas: en el nombramiento de personas que representan a los demás. Aunque, claro, con sus distintas modalidades.

¿Sabemos ser democráticos o todavía hay cosas por aprender?

Es curioso. Aunque la mayoría compartimos este deseo demócrata, no siempre lo enfocamos adecuadamente. Seguimos dando tropezones.

Democracias que son tiranías

Con mucha frecuencia, como grupo humano que actúa en cualquier nivel —no necesariamente en el plano político—, tomamos decisiones que se parecen a la forma en que se organizan las elecciones. Gana la propuesta que tiene más de la mitad de los votos. En una elección de representantes políticos funciona, porque entre dos o más individuos que nos pueden representar, sólo uno ha de ocupar cada cargo. No hay más, gana uno o gana otro.

.....Si la minoría, por el solo hecho de ser menos, es excluida o no se atiende a lo que requiere, se está ejerciendo sobre ella una especie de tiranía......¿Es más complicado? Desde luego: requiere de más ingenio, esfuerzo y creatividad, pero en cambio se satisfacen las necesidades de todos si importar cuáles son más y cuáles menos. Habría que pensar que la democracia no es sólo tener más votos o buscar mayorías, sino encontrar los puntos de acuerdo.

¿Todo se puede decidir democráticamente?

Podría parecer deseable, pero no es así siempre. Aunque suene mal de entada, hay ciertos asuntos que no pueden ser tratados de manera democrática, al menos no en todo su proceso. A veces es necesario que algunos temas sean atendidos nada más por unos cuantos, por los que saben.

.....No se trata de la imposición de un grupo "selecto", y ahí es donde entraría la democracia. Se puede decidir quiénes son las personas más adecuadas e incluso la dirección que debe tomar la actividad..

Otro ejemplo nos podría ayudar:

Viajamos en un vehículo que se descompone. ¿Podremos resolver democráticamente? ¿Cómo sería eso?

—Yo opino que es la batería.

—No, yo creo que se trata del radiador.

—Seguro que es la bobina

—Protesto, se tapó el filtro de gasolina.

¿Someterlo a votación serviría para arreglar el auto? ¿Qué tal si la mayoría decide que es el filtro el que está tapado y resulta que se trató de otra cosa?

.....?

.....Hay múltiples opciones más adecuadas. Una consiste en decidir si se intenta la reparación o se consigue una grúa. Si hay varios pasajeros que conozcan de mecánica, podría escogerse a una o dos personas para que efectuaran el trabajo. Lo que no funcionaría es votar por alguien que sea el más popular, la más guapa, el más simpático o la más formal, si de lo que se trata es de componer algo; sin duda se requiere de alguien que sepa. Las tuercas se aprietan con conocimiento y maña, no con características que, al menos en este caso, son totalmente irrelevantes.

.....Y ahora, con lo dicho acerca de la democracia, ¿verdad que no siempre es tan claro su significado o la forma en que deba operar?.

.....Tal vez valdría la pena pensar en cuáles de las actividades debemos participar todos los involucrados y en cuáles es más conveniente delegar la responsabilidad (estando en el entendido de que no sólo tendremos que decidir quiénes serán esos representantes, sino que además tendremos el derecho de valorar el producto de su trabajo).


No hay comentarios:

Publicar un comentario